Ayuda urgente a 22 familias de Lamu

Proyecto creado por ANIDAN, Lamu, Kenya
Anidan lleva ya varios años desarrollando, entre otros, un programa de Ayuda a Familias en el área de Lamu, Kenia. Estas ayudas van destinadas a familias en situación de extrema necesidad y desamparo.
Último día del proyecto: 27/02/2018

Recaudado

1.648,00 €

Objetivo

7.920,00 €
Impacto de la donación
26,368 €
Category: 
Poverty
El proyecto ha concluido. Las donaciones no serán posibles
Retos
1
Seguidores
2
Visitas
733
Donación media
58.86€
¡Gracias!
Carta de Agradecimiento de la ONG: 

 

Desde la Asociación Anidan ayuda niños de África agradecemos la ayuda de la Fundación ¡Help (www.ihelp.org.es) desde cuya plataforma se han recaudado 1.648,00 EUROS para el proyecto: “Ayuda urgente a 22 familias de Lamu”. Dicha cantidad ha sido destinada a cubrir la parte proporcional correspondiente del proyecto, lo que se traduce en las ayudas de 5 familias a lo largo del año 2017.

Volver a dar las gracias por su generosidad a todos aquellos que han aportado para que este reto haya podido salir adelante y a la plataforma iHelp sin cuya labor esta ayuda no habría sido posible.

informe de actividad

En la comunidad de Lamu son las mujeres las que se encargan de administrar y cuidar del grupo familiar, sobre ellas recae a menudo el peso de sacar a adelante a sus familias e incluso, a veces, a otras familias de su entorno más cercano. Por ello, en ANIDAN asignamos las Ayudas a Familias nominativamente a estas madres, abuelas, o incluso hermanas, que viviendo en un entorno de profunda pobreza y extrema necesidad son el pilar que sostiene a sus familias.

Las familias incluidas en este programa reciben mensualmente una ayuda económica de 3.000,00 KSh (moneda de Kenia) que al cambio suponen unos 27 Euros, a lo largo
de un año. Con los 1.648,00 € recaudados a través de la plataforma de la fundación iHelp se han podido cubrir las ayudas de 5 familias acogidas a nuestro programa.

 

FAMILIAS BENEFICIADAS

Las familias son representadas, normalmente, por la abuela o la madre que se encarga de mantener y sacar adelante a su familia.

FAMILIA DE ESHA SEIFO

Tiene 10 hijos; Bakari, uno de ellos, de en torno a 40 años y que estaba ciego murió durante el mes de ramadán en junio del año pasado. Desde hace unos meses ya no vive en el barrio de Langoni, pues la familia que le alquilaba la habitación ha derruido la casa para construir una nueva. Por tanto, se han mudado al barrio de Swafaa.

En la nueva casa, por la que pagan 7000 ksh al mes, y dispone de 3 habitaciones, una cocina y un baño, vive ella con su hija más joven, otra de sus hijas con el marido y su hijo en común, y otra familiar. En total viven 6 personas en la casa. La economía familiar depende de la hija y el marido, que se dedican a dar tutoría de madraza, y trabajos casuales, respectivamente. Esha continúa con algún problema de salud, y desde que le atropellaran con la moto, hace ya más de un año, no se dedica a hacer ningún negocio.

FAMILIA DE ESHA ABATIKA
Fue diagnosticada de tuberculosis y ha estado bajo tratamiento. Sus hijas están casadas y dependen de sus maridos, con ingresos irregulares, y el único hijo que tiene murió de
diabetes, dejando una hija a su cargo, Esha, que pasó a ser acogida en Anidan. Vende tabaco y cacahuetes, para ayudarle a cubrir sus necesidades básicas.

Es muy trabajadora y da lo mejor de sí misma, sin embargo, no le reporta gran beneficio. Esha es muy social, cariñosa, siempre dispuesta a ayudar a quien lo necesite, siempre tiene una historia que contar a quien esté dispuesto a escucharla.

Es vecina de Subeta Ali, alguien que conoció la difícil situación de estas dos mujeres, construyó para ellas dos cuartos independientes, permitiéndoles tener un hogar. Vive con otras dos nietas, Rahma Said (estudia en Al Maawiya) y Nasra (estudia en Mkomani).

FAMILIA DE SUBETA ALI

Tiene 65 años, pero podría decirse que tiene muchos más, dadas sus circunstancias de vida. Vive en Kashmir, junto a su nieta Batuli (estudia en el colegio Mkomani) y Athman (estudia 6o de primaria en el colegio de Mkomani) y la madre de ellos apenas les ayuda.

También duermen en la misma casa otros dos niños, aunque sólo van a dormir pues sus padres se hacen cargo de lo demás. Son: Shamila, que está en la guardería de Banati y Subeta, que está en 6o curso en el colegio de Al Maawiya. El cuarto donde viven no tiene electricidad, únicamente usan una lámpara de parafina por la noche.

Este año ha tenido varias úlceras, y debido a su salud el año pasado cambió el negocio de venta de tabaco por el de hacer makuti, aunque este material es estacional y se demanda sólo cuando llega la época de lluvias (4 meses al año). Por eso, depende básicamente de la ayuda que Anidan le brinda.

Tiene algunos problemas de tensión y también diabetes. Por lo demás, se mantiene activa.

FAMILIA DE MADINA GARBO

En este caso se trata de dos hermanos Madina y Adam. Madina es la mayor de los dos y cuida de su hermano acogiéndolo en su casa. Adam, de 17 años, se ha criado y estudia en Anidan desde que era un niño.

Atentos a su salud están los doctores y el personal socio sanitario, ya que este chico con diabetes controla sus niveles y recibe la medicación en el hospital con supervisión. Por desgracia, estos no suelen estar muy regulados debido a su comportamiento, pues a rachas abusa de zumos o comidas que contengan azúcar.

Sin embargo, lleva ya un tiempo en el que duerme con su hermana en el poblado “orma” que está al lado de Anidan. Después del colegio viene a comer y a tutorías, pero reside con su hermana y la familia de ella. Es por ello, que esta familia forma parte del proyecto, pues, aunque Madina trabaja, son varios en la casa y todo apoyo es bienvenido para salir adelante.

FAMILIA DE NURU FAMAU

La salud de Nuru sigue igual con sus ulceras, pero toma medicación a diario y evita las comidas picantes.

Su edad está en torno a los 55 años. Sus hijas son Fatma Hassan, que está estudiando enfermería en Bungoma y Esha Hassan que estudia 2o de secundaria en Witu. Sus hijos Hussein, el mayor, acabo la primaria en Kiunga, pero ya no continúa estudiando y no tiene más trabajo que el de llevar burros de vez en cuando. Respecto a Famau su condición especial esta regular, y por eso únicamente ayuda en las tareas de la casa.

El padre de ellos y marido de Nuru vive con ellos, tiene 68 años y ahora padece de un problema en su pierna izquierda derivado del daño que se hizo con un clavo, y tiene que utilizar muletas.

MÁS

Familias en situación de extrema necesidad por razones de salud y pobreza.

Anidan ayuda niños de África trabaja en Lamu, Kenia, donde enfoca su labor principalmente sobre la infancia más desprotegida y débil: huérfanos y niños procedentes de las familias más pobres. Además, llevamos a cabo otros programas destinados a mejorar la vida de las comunidades de nuestro entorno.

La Ayuda a Familias es uno de los programas que desarrollamos dentro de aquellos destinados a mejorar dichas comunidades, familias de las que proceden algunos de los niños que tenemos acogidos en nuestra Casa de Lamu. Hoy por hoy ayudamos a 22 de estas familias.

Personas beneficiadas
88
directamente
2000
indirectamente
Objetivo del proyecto
7920
Total
7920
Otro
Objetivo del proyecto

El objetivo primero es la ayuda urgente a las familias más pobres de la zona de Lamu y alrededores. Son familias en casos de extrema vulnerabilidad, en las que a veces el único miembro adulto es el abuelo o la abuela desempleados y castigados físicamente por las carencias y enfermedades endémicas, y tienen a su cargo nietos huérfanos o abandonados y en alguna ocasión también hijos con alguna discapacidad grave.

Nos ocupamos directamente de su supervivencia, pero un segundo objetivo es que la ayuda a estas familias permita a los miembros más jóvenes crecer en un entorno más sano sin los peligros que entraña la pobreza extrema

Objetivo del proyecto

El objetivo primero es la ayuda urgente a las familias más pobres de la zona de Lamu y alrededores. Son familias en casos de extrema vulnerabilidad, en las que a veces el único miembro adulto es el abuelo o la abuela desempleados y castigados físicamente por las carencias y enfermedades endémicas, y tienen a su cargo nietos huérfanos o abandonados y en alguna ocasión también hijos con alguna discapacidad grave.

Nos ocupamos directamente de su supervivencia, pero un segundo objetivo es que la ayuda a estas familias permita a los miembros más jóvenes crecer en un entorno más sano sin los peligros que entraña la pobreza extrema

Viabilidad del proyecto

Llevamos ya varios años desarrollando nuestro programa de ayuda a familias necesitadas, los resultados obtenidos hasta ahora son muy esperanzadores. Las familias que logran ayudas proporcionadas por Anidan ven aliviadas sus acuciantes necesidades resultado de la terrible pobreza que azota la zona y de su precaria situación personal debido a su edad y las frecuentes enfermedades que padecen.

Invertir en el tejido familiar permite que los niños y niñas crezcan y se desarrollen en un ambiente física y psicológicamente más sano lo que aumenta significativamente las posibilidades de que en un futuro estas nuevas generaciones rompan con las cadenas del circulo vicioso de pobreza, enfermedad y hambre que se perpetúa por falta de oportunidades.

Viabilidad del proyecto

Llevamos ya varios años desarrollando nuestro programa de ayuda a familias necesitadas, los resultados obtenidos hasta ahora son muy esperanzadores. Las familias que logran ayudas proporcionadas por Anidan ven aliviadas sus acuciantes necesidades resultado de la terrible pobreza que azota la zona y de su precaria situación personal debido a su edad y las frecuentes enfermedades que padecen.

Invertir en el tejido familiar permite que los niños y niñas crezcan y se desarrollen en un ambiente física y psicológicamente más sano lo que aumenta significativamente las posibilidades de que en un futuro estas nuevas generaciones rompan con las cadenas del circulo vicioso de pobreza, enfermedad y hambre que se perpetúa por falta de oportunidades.

Este proyecto aún no tiene comentarios.
Sé el primero en comentar